Portada ›› Piragüismo ›› Más-Piragua ›› El asturiano Javier Hernanz lanza una candidatura a la presidencia de la RFEP

El asturiano Javier Hernanz lanza una candidatura a la presidencia de la RFEP

El asturiano Javier Hernanz lanza una candidatura a la presidencia de la RFEP

El piragüista se postula de cara a las elecciones de final de año

Javier Hernanz, piragüista de aguas tranquilas y maratón. Cuenta en su palmarés, una medalla de bronce en el Campeonato Mundial de Piragüismo de 2018, cinco medallas en el Campeonato Europeo de Piragüismo (2004, 2006, 2008, 2015 y 2018), una medalla de plata en el Campeonato Mundial de 2003, en la prueba de K2, de maratón, participó en dos Juegos Olímpicos, 2004 y 2016, alcanzando la quinta posición en Río 2016, en la prueba de K4 1000 m. Ahora, mientras entrena para intentar clasificarse en abril para Tokio 2020, también prepara su candidatura para presidir la Real Federación Española de Piragüismo (RFEP).

El asturiano anunció esta decisión, en redes sociales. «Estoy presentando una candidatura a la presidencia de la Federación para intentar gestionarla de la misma forma que trabajo en el agua. Profesionalizándola, dando importancia a los piragüistas y entrenadores, y trabajando 24 horas al día para dar las mejores condiciones posibles a quienes se dejan la piel en este deporte», publicaba. «Lo que quiero intentar es que haya una renovación, siempre respetando el trabajo que ha llevado a cabo hasta ahora la Federación», explica Hernanz.

Esa profesionalización consistiría, según explica el palista, en «dividir la RFEP en áreas con autonomía, que tengan su responsabilidad, y que, cada una de ellas, se encargue de gestionar su propio programa, clasificación y demás». Mientras tanto, la labor del presidente sería «una labor de gestión y gerencia». Para ello, el piragüista quiere llevar a cabo «una renovación y adaptación a los tiempos que corren, es decir, rejuvenecer un poco el trabajo de la Federación». El asturiano busca «invertir la pirámide», y que sean, precisamente, piragüistas, clubes, entrenadores y quienes «fundamentan este deporte que está en auge» los que tomen las decisiones. De momento el asturiano asegura que «sigo paleando, la campaña se va a hacer desde el agua, es decir, hay que seguir siempre en contacto con el agua, con los palistas y los clubes, para ser conscientes de la situación que estamos viviendo, y pelear porque no le cueste dinero a nadie la competición». Esto es, que los competidores, entrenadores o padres, «no tengan que poner más dinero de su bolsillo».

En cuanto al respaldo del mundo del piragüismo, Hernanz asegura que cuenta con el apoyo de «cerca del 90% de piragüistas», pero que ha de seguir trabajando «porque hay muchos estamentos en los que hay que apoyarse para ganar las elecciones, como son las comunidades autónomas, los clubes de alta competición y los que no, el estamento arbitral…». Hay muchos votantes, y el trabajo que tiene por delante el palista es «ir haciendo ver a todos ellos que el proyecto es ilusionante, en el que se va a trabajar muchísimo y en el que entrará gente muy profesional».